Espaguettis con tallos de espinacas

Ingredientes:

  • espaguettis (o cualquier otra pasta al gusto)
  • tallos limpios de espinacas frescas
  • virutas de jamón serrano  
  • ajetes limpios, listos para usar
  • aceite de oliva, sal, pimienta recién molida
  • queso rallado al gusto para acompañar
Preparación: 
  1. Quitamos, y reservamos para otra preparación, las hojas de las espinacas. Utilizamos solo los tallos que cortamos en bastoncitos regulares de unos 3 o 4 cm. Los blanqueamos en agua hirviendo salada unos minutos (no más de 5′) y los escurrimos bien con un colador grande metálico.
  2. En una sartén o cazuela  de paredes altas calentamos el aceite y coloreamos ligeramente los ajos tiernos, cortados en rodajas. Añadimos las virutas de jamón y damos unas vueltas.
  3. Incorporamos los tallos escurridos y rehogamos unos minutos hasta que los sabores se traben y concentren.
  4. Por último le añadimos al sofrito los espaguettis previamente cocidos y al dente. Damos unas vueltas y servimos inmediatamente espolvoreándolos con pimienta/s recién molida y queso rallado al gusto.
NOTAS: 
  • Por lo general los tallos de espinacas acaban en el cubo de la basura cuando en realidad son muy sabrosos y de sabor delicado. Conviene no cocerlos demasiado y es preferible que queden un poco firmes. Es obvio que se pueden utilizar siempre que las espinacas sean frescas y de temporada. En contra de lo que pudiera parecer aunque aportan mucha fibra no son nada fibrosos
  • Para que el plato tenga un sabor más pronunciado es preferible el jamón con un poco de grasa al excesivamente magro. Si en vez del jamón serrano habitual utilizamos paleta ibérica se aprecia una sensible diferencia.
  • Generalmente solemos acompañar la pasta con parmesano rallado, sin embargo muchos italianos prefieren el queso de oveja curado o semicurado para acompañarla. -Probadlo porque vale la pena- Aquí disponemos de una gran variedad de estos quesos, todos excelentes y mucho más económicos que el parmesano que es de importación. 
  • Los platos de pasta aderezados sin salsa de tomate requieren siempre: ingredientes con carácter, aceite de oliva sin escatimar y quesos de sabor recio.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s