Coca de higos con arrope

DSC_6097

 

Ingredientes:

  •  masa de pan ( 1 de aceite de oliva + 2 de agua + harina + levadura de cerveza fresca/seca + sal)
  • aceite de oliva, azúcar, harina
  • higos
  • arrope

Preparación:

  • Preparamos la masa siguiendo las proporciones indicadas… o sencillamente utilizamos masa de pizza (la coca quedará nos menos crujiente pero de sabor incomparable)
  • Untamos de aceite una placa de hornear, espolvoreamos de harina, hacemos la base y preparamos un cordón con un pedazo de masa

DSC_6086 DSC_6087

  • Colocamos el cordón por el exterior del círculo formando un pequeño reborde y distribuimos los higos

DSC_6088DSC_6089

  •  Regamos la tarta con aceite, espolvoreamos de azúcar…

DSC_6090DSC_6091

  • … y por último harina. Este proceso lo repetimos dos o tres veces, al gusto del consumidor. Estas capas de aceite, azúcar y harina son las que formarán las migas de la coca.

DSC_6092DSC_6093

  • Introducimos en el horno, previamente precalentado a 180º, y dejamos unos 40′ o hasta que los bordes de la coca estén bien dorados. Sacamos del horno.

DSC_6094

  • Preparamos el arrope…

DSC_6095

  • …. y vamos regando toda la coca con el arrope, poco a poco, de manera que las migas se vayan impregnando bien con el sirope.

DSC_6096

  • Dejamos reposar y ya está lista para tomar.

NOTAS:

  • Recién hecha quedará más crujiente y si dejamos pasar un tiempo quedará más tierna. Hay partidarios de ambos bandos.
  • Como veís no hay cantidades, todo va aojo, igual que se hacía antiguamente. Pero como norma a seguir, sed muy generosos con todo: aceite, azúcar, harina, arrope….
  • La masa es preferible que sea bastante delgada y las migas de tres capas
  • La harina de las migas absorberá los jugos de la cocción de la coca y posteriormente del arrope.
  • Es evidente que esta receta está inspirada en la coca d’arrop valenciana. El utilizar higos tiene como finalidad aligerar su sabor. Tambien pueden utilizarse melocotones, peras, ciruelas, etc. A pesar de todo la coca sigue conservando el inconfundible sabor del arrope.
  • El sabor de esta coca es característico y no admite término medio, es el sabor de los ancestros, es un viaje gastronómico a la Edad Media. El paladar de las nuevas generaciones está tan influenciado por la bollería y la pastelería a base de nata industrial y margarina que a esta receta -otra más- le quedan cuatro telediarios.
  • Si hay un potente movimiento a favor de la biodiversidad, yo reivindico también un esfuerzo solidario por la gastrodiversidad. Estos sabores arcaicos, no son ni mejores ni peores que los actuales, pero forman parte del patrimonio culinario de la Humanidad y no hay ningún motivo para que caigan en el olvido. No mientras  esté en nuestras manos impedirlo ….

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s