Rosquilletas sin gluten

Ingredientes:

  • 150g harina de garbanzos
  • 30g Maicena
  • 30g semillas de sésamo + un plus, al gusto, para el acabado
  • 40g aceite de oliva
  • 90g agua
  • 1 cuharadita de sal + 1 cucharadita de levadura química
  • sal gorda para el acabado

Preparación:

  • Cernimos la harina de garbanzos y la Maicena en una ensaladera holgada, junto con la levadura química y la sal
  • Le añadimos las semillas de sésamo
  • Incorporamos el aceite de oliva y lo trabajamos con una cuchara de madera hasta obtener una masa uniforme y bien trabada
  • Nos untamos de aceite las palmas de las manos, vamos tomando porciones de masa, a cucharadas, les vamos dando forma de rosquilletas alargadas y las vamos colocando sobre una hoja de papel sulfurizado en una bandeja de hornear, sin que se toquen
  • Pintamos las rosquilletas de aceite y las espolvoreamos con semillas de sésamo y sal gorda, al gusto
  • Las introducimos en el horno precalentado a 200º y las dejamos entre 20′ y 30′, o hasta que empiecen a tomar un bonito color tostado

NOTAS:

  • Estas rosquilletas, al estar confeccionadas con harina de garbanzos y Maicena, que no lleva gluten, son aptas para celíacos
  • Son roquilletas con un sabor intenso a garbanzos. En función de vuestras necesidades y gustos, podéis combinar la harina de garbanzos con harina de trigo en la proporción que os acomode. Éstas están elaboradas con mitad harina de garbanzos y mitad harina de trigo
  • Para elaborar las rosquilletas, en vez de hacerlo manualmente, lo podemos hacer introduciendo la masa en una manga pastelera de boquilla redonda y ancha
  • El horneado está un poco en función del tamaño de as rosquilletas, cuando más gordas, más tiempo de cocción
  • Recién hechas son muy crujientes, aunque con el tiempo tienden a reblandecerse ligeramente. Si las guardamos en una caja metálica pueden conservarse durante varios días como si estuvieran recién hechas
  • Si queremos encontrar de nuevo en ellas, el crujiente original, basta con pasarlas por el horno 5′ a 180º y dejar que se entibien
  • Son unas rosquilletas muy saciantes
  • En lugar de sésamo podemos utilizar semillas de anís, o algún fruto seco molido, al gusto, cacahuetes, almendras, avellanas…

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s