Salmón en salsa cardenal

 

 

Ingredientes:

  • supremas de salmón, de ración, sin espinas, ni piel, listas para usar
  • marisco al gusto: gambas, cigalas, langostinos, galeras…
  • 1 l. caldo de pescado de calidad, listo para usar
  • salsa de tomate lista para usar
  • aceite de oliva, sal
  • mantequilla

Preparación:

  • Limpiamos el marisco, lo secamos y lo salamos

  • Calentamos un buen chorro de aceite en una cazuela y cuando tome temperatura vamos sofriendo el marisco por tandas, sin que se solapen, hasta que se doren bien. Reservamos y mantenemos en caliente

  • En la misma cazuela vertemos el caldo, en función de los comensales, y lo llevamos a ebullición

  • Mientras preparamos un beurre manié (pomada obtenida, trabajando con un tenedor, un trozo de mantequilla a temperatura ambiente y una cucharada sopera de harina)

  • Cuando el caldo rompa a hervir añadimos varias cucharadas de salsa de tomate y mezclamos bien. Rectificamos de sal y si fuese preciso añadiríamos añadimos más salsa de tomate

  • A continuación vamos añadiendo la pomada obtenida y mezclando bien hasta que empiece a espesar y tome el punto deseado. Apagamos el fuego y reservamos

  • Calentamos la plancha y hacemos, al punto deseado, los filetes de salmón previamente salados
  • Para emplatar colocamos una peana de arroz blanco, sobre ella el filete de salmón, alrededor la salsa cardenal y cubrimos con el marisco caliente. servimos inmediatamente

NOTAS:

  • Originalmente la salsa cardenal se elaboraba con cangrejos de río. Con las cabezas y los caparazones se hacía el caldo y las colas se incorporaban a la salsa en el último minuto, así como el pescado
  • La receta original también llevaba nata. No queda mal pero el sabor queda menos marino
  • La salsa de tomate puede ser tipo Solís
  • El caldo es preferible que tenga un sabor pronunciado a marisco
  • El beurre manié tiene la ventaja de que espesa sin dejar grumos y la mantequilla le da a la salsa un toque aterciopelado muy agradable al paladar
  • La cantidad de tomate va al gusto del consumidor, es ir añadiendo salsa e ir probando hasta obtener el punto deseado

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s